Más de 10 mil familias extranjeras han recibido subsidios de arriendo o vivienda definitiva

0
1085

Diana Loren llegó a vivir a Chile desde Colombia hace cinco años. “Me vine por la inseguridad que vivía en mi país, para darle un futuro a mis hijos: yo quiero que estén en un país donde estén seguros”, afirmaba a fines de 2017, año en que accedió al subsidio habitacional que le permitió adquirir una vivienda definitiva. Fue la primera en su familia en tener casa propia.

Según las cifras que maneja el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, se ha entregado 10.803 subsidios a extranjeros en distintos programas habitacionales. La cifra se ha multiplicado de manera acelerada: si en 2016 los beneficios otorgados fueron 482, en 2015 llegaron a 1.673, un monto cuatro veces mayor.

Es una realidad en la que ahonda un estudio de Fundación Vivienda que basó su análisis en el Censo de 2017. De acuerdo a los datos, los extranjeros representan el 12,8% de la población que no cuenta con casa propia. De ellos, 27 mil familias viven como “allegados”, 10 mil núcleos están “hacinados” y más de 8 mil grupos familiares habitan en inmuebles calificados como “irrecuperables”.

De acuerdo a la encuesta Casen 2015, 44,5% de los extranjeros que han accedido a un subsidio lo hicieron al de Sectores Medios, 20% al del Fondo Solidario de Elección de Vivienda, 21% al de Protección del Patrimonio Familiar y 14% al Programa de Subsidio de Arriendo. Dicha medición contabilizaba 465 mil extranjeros en Chile, pero la cifra más reciente del Gobierno se eleva a 1.119.267 migrantes.

“El problema que tienen los migrantes es compartido con muchos chilenos: en las ciudades donde están las oportunidades laborales no existe una oferta habitacional transitoria digna a un precio razonable”, explica a el investigador asociado del Programa Interdisciplinario de Estudios Migratorios de la U. Alberto Hurtado, Pablo Valenzuela.

¿QUÉ OPINAS? DEJANOS UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here